miércoles, 31 de agosto de 2011

martes, 30 de agosto de 2011

De Roberto Juarroz. Poemas de unidad. 20.

A veces comprendemos algo
entre la noche y la noche.
Nos vemos de pronto parados debajo de una torre
tan fina como el signo del adiós
y nos pesa sobre todo desconocer si lo que no sabemos
es adónde ir o adónde regresar.
Nos duele la forma más íntima del tiempo:
el secreto de no amar lo que amamos.

Una oscura prisa,
un contagio de ala
nos alumbra una ausencia desmedidamente nuestra.
Comprendemos entonces
que hay sitios sin luz, ni oscuridad, ni meditaciones,
espacios libres
donde podríamos no estar ausentes.


sábado, 27 de agosto de 2011

miércoles, 24 de agosto de 2011

De Bertha C Ramos. Peluche y Tía.


Durante años casi interminables Tía durmió abrazada a un muñeco de peluche a quien llamaba Peluche. No era  el tradicional osito crucificado, sino un perrito azabache y patizambo. Tía le daba de comer  menudencias de pollo y zanahorias orgánicas. Cuando estaba contenta le leía la biblia protestante, pero si el tiempo se ponía brumoso, a Tía le daba por hablarle nerviosamente de que en la vida existían accidentes como la parvovirosis y la piroplasmosis. Tenía que estar muy ansiosa para que se atreviera a nombrarle  la bordetella bronquiséptica, pero lo hacía entre dientes, sin importarle que Peluche mantuviera su mirada vidriosa como si eso de lo que le hablaban no tuviera nada que ver con él. En un acto fatal de un día maldito, a Tía le dio por sacarle a Peluche su relleno de algodón. Si bien estuvo sorprendida de comprender que no era sino un muñeco de peluche, lo estuvo aún más de saber que no podría dejar de llorarlo por el resto de su vida.



cuentosdeBCRamos. De Ligeras historias.
Max Bechmann, Mujer desnuda con perro.






martes, 23 de agosto de 2011

De Bertha C. Ramos. Deseos.



Bajo el sol de un mediodía de domingo, cuando en la playa sucede una fusión de resplandores, cuatro niñitas soñaban echadas sobre la arena mientras miraban el mar. Soportaban la canícula expresando sus deseos y chupando un pirulí. Ana Rosa quería ser misionera franciscana, Josefina fantaseaba con besarse con un negro, Marianela transformaba los sonidos de las letras y Catalina, como no sabía qué cosa era desear, repetía el sonsonete de las olas al reventar en la arena. Fue entonces cuando habló el mar sorpresivamente. Y así como hablan los hombres, con propiedad, juró que él tenía poder para conseguir que sus caprichos se cumplieran.
Tres de ellas son ahora tres ancianas que aborrecen a los hombres y el olor del pirulí. Catalina vuelve todavía a la playa y repite el sonsonete de las olas al reventar en la arena.
Paul Émile Chabas, Dos Bañistas.
cuentosdeBCRamos, De Pequeñas historias.

sábado, 20 de agosto de 2011

De Raúl Gómez Jattin. De lo que soy.

En este cuerpo
en el cual la vida ya anochece
vivo yo
Vientre blando y cabeza calva
Pocos dientes
Y yo adentro
como un condenado
Estoy adentro y estoy enamorado
y estoy viejo
Descifro mi dolor con la poesía
y el resultado es especialmente doloroso
voces que anuncian: ahí vienen tus angustias
voces quebradas: pasaron ya tus días

La poesía es la única compañera
acostúmbrate a sus cuchillos
que es la única

De Raymond Carver. Domingo por la noche.

Utiliza las cosas que te rodean.
Esta ligera lluvia
Del otro lado de la ventana, por ejemplo.
Este pitillo de entre los dedos,
Estos pies en el sofá.
El débil sonido del rock-and-roll,
El
Ferrari rojo del interior de mi cabeza.
La mujer que anda a trompicones
Borracha por la cocina...
Coge todo eso,
Utilízalo.

Del Blog EL JINETE INSOMNE.Raúl Brasca. Ensayos sobre microficción (7-8-9)

http://eljineteinsomne2.blogspot.com/2011/08/raul-brasca-ensayos-sobre-microficcion_14.html
http://eljineteinsomne2.blogspot.com/2011/08/raul-brasca-ensayos-sobre-microficcion_15.html
http://eljineteinsomne2.blogspot.com/2011/08/raul-brasca-ensayos-sobre-microficcion_16.html




DE FOTOGRAFÍAS Y TEXTOS


Esparce la luz
de la luna creciente
el vendaval
Seibi
Fotografía: Ana Milena Londoño. Barranquilla, Colombia.

lunes, 15 de agosto de 2011

De Mario Benedetti. Arte poética.

Que golpee y golpee
hasta que nadie
pueda ya hacerse el sordo

que golpee y golpee
hasta que el poeta
sepa
o por lo menos crea
que es a él
a quien llaman.

sábado, 6 de agosto de 2011

DE LO QUE HABLA.

UNICEF
Fotografía: Mauricio Ramírez.

Haiku. De Shiki Masaoka.

Recuérdame
como alguien que amaba el haikú
y los nísperos
                                                           Shiki Masaoka

miércoles, 3 de agosto de 2011

De Harold Alvarado Tenorio. Cuando fuimos uno con otro.

Cuando fuimos uno con otro, incansables,
Contamos las numerosas estrellas.
Cuando hicimos el amor,
Las noches se detenían en la nuestra.
Cuando de toda palabra nos recibíamos,
Escribíamos el libro.
Pero los dioses no han sido derrocados
Y su poder nos asignó varios caminos.
Cuando nos separamos
Todo retornó al futuro y al vacío.
Habíamos recobrado nuestra contingencia
Y el pasado habitaba la memoria.


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...