lunes, 23 de septiembre de 2013

ADIÓS A ÁLVARO MUTIS.

Si oyes correr el agua 

Si oyes correr el agua en las acequias,
su manso sueño pasar entre penumbras y musgos,
con el apagado sonido de algo
que tiende a demorarse en la sombra vegetal.
Si tienes suerte y preservas ese instante
con el temblor de los helechos que no cesa,
con el atónito limo que se debate
en el cauce inmutable y siempre en viaje.
Si tienes la paciencia del guijarro,
su voz callada, su gris acento sin aristas,
y aguardas hasta que la luz haga su entrada,
es bueno que sepas que allí van a llamarte
con un nombre nunca antes pronunciado. 
Toda la ardua armonía del mundo
es probable que entonces te sea revelada,
pero sólo por esta vez.
¿Sabrás, acaso, descifrarla en el rumor del agua
que se evade sin remedio y para siempre?

domingo, 15 de septiembre de 2013

¡SUCRISTO! Por Bertha C Ramos.


Cassius Marcellus Coolidge. Amberes (1844)-Nueva York (1934).

De RÓMULO BUSTOS AGUIRRE. El nombre.

No me contiene este nombre
Quisiera un nombre de muchas sílabas
En él no caben el ramaje sin árbol de mi fe
ni los recuerdos que tampoco tendré mañana
Quisiera un nombre como mi capa de juegos
De muchas habitaciones y paisajes como mi casa de juegos
No me puedo refugiar en su silencio
Siempre me queda afuera el pie
o la oreja izquierda
Y por allí sigue caminando, zumbando el mundo

De LEÓN FELIPE. Cómo ha de ser tu voz

Ten una voz, mujer,
que pueda
decir mis versos
y pueda
volverme sin enojo, cuando sueñe
desde el cielo a la tierra...
Ten una voz, mujer,
que cuando me despierte no me hiera...
Ten una voz, mujer, que no haga daño
cuando me pregunte: ¿qué piensas?
Ten una voz, mujer,
que pueda
cuando yo esté contando
las estrellas
decirme de tal modo
¿qué cuentas?
que al volver hacia ti los ojos
crea
que pasé contando
de una estrella
a
otra estrella.
Ten una voz, mujer, que sea
cordial como mi verso
y clara como una estrella.

viernes, 13 de septiembre de 2013

De ÁLVARO MUTIS. Sonata 2

Por los árboles quemados después de la tormenta.
Por las lodosas aguas del delta.
Por lo que hay de persistente en cada día.
Por el alba de las oraciones.
Por lo que tienen ciertas hojas
en sus venas color de agua
profunda y en sombra.
Por el recuerdo de esa breve felicidad
ya olvidada
y que fuera alimento de tantos años sin nombre.
Por tu voz de ronca madreperla.
Por tus noches por las que pasa la vida
en un galope de sangre y sueño
Por lo que eres ahora para mí.
Por lo que serás en el desorden de la muerte.
Por eso te guardo a mi lado
como la sombra de una ilusoria esperanza.

De "Los trabajos perdidos"

CELIA!! TU VOZ.

De BASHÔ.


Llega el otoño:
El mar y el campo
Tienen el mismo verde.

Fotografía: Otoño en Colonia del Sacramento, Uruguay


jueves, 12 de septiembre de 2013

martes, 10 de septiembre de 2013

De RÓMULO BUSTOS AGUIRRE. El perplejo.

Lleva el alma de regreso a casa aconseja
el sabio tibetano
Y si el alma extravía los pasos en el camino
Y si no hay camino
Y si no hay casa
Y si no hay alma que llevar de regreso a casa
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...